CONSEJOS PARA TU REFORMAS

A la hora de hacer una reforma, lo más importante es tener claro lo que se quiere hacer y todo lo que se va a cambiar, para hace una planificación tanto del tiempo, como del dinero a invertir.

Lo primero es plantease que se quiere o se puede, para ello es muy importante perder un tiempo en buscar ideas, e intentar saber que es lo que tenemos que cambiar y lo que no.

Hay que ser conscientes que cuando se mejora parte de una estancia, muchos de los elementos que antes de la reforma estaban decentes, ya no se ven tan bien y al final se termina por cambiarlos. Por eso hay que intentar ver el resultado final, para preveer todos los cambios desde el principio y evitar en la medida de lo posible, los cambios de última hora que nos provocarán imprevistos y decisiones precipitadas.

Para tener una reforma con el mínimo de imprevistos posibles, es importante tener en cuenta antes de empezar los siguientes puntos:

Buscar profesionales cualificados

Busca profesionales cualificados, idealmente, con referencias en trabajos similares a los que queremos realizar.
Una empresa con trayectoria profesional y con perspectiva de perdurar en el tiempo, que pueda responder del tiempo de garantía o las posibles imprevistos que pudieran surgir una ver terminadas las obras.
Es importante que además cuenten con un seguro de responsabilidad civil profesional, que les cubra en caso de accidente o imprevisto, así como tener en cuenta la responsabilidad civil que adquiere el propietario como promotor de las obras.

Tamaño de la reforma ha realizar.

Plantearnos si nosotros vamos a se capaces de resolver todos los interrogantes o necesitamos ayuda el algún técnico o asesor para realizarla. Si se va a requerir servicios técnicos, en algún momento de la obra (por ejemplo en el caso de locales comerciales) mejor que intervengan desde el principio, nos aportará ideas y soluciones para resolver los posibles problemas con la normativa en vigor y nos aportará su visión profesional.
Si necesitar asesoramiento técnico y no conoce a nadie le recomendamos edificicionvalencia.com

El Tiempo

Tanto la elección de cuando es la mejor época del año para realizarla, por coincidir con vacaciones, o por épocas de menos trabajo, incluso por climatología.
Como fijar un tiempo de duración de la reforma, porque aunque creamos que no tenemos prisa, hay que pensar que durante el tiempo que se esté realizando la reforma, nosotros vamos a tener que invertir, parte de nuestro tiempo para supervísala, y el tiempo al final es dinero.
Pueden existir una serie de materiales o servicios que requieran un tiempo de suministro, si lo conocemos desde el principio, y los pedimos con la antelación requerida evitaremos los retrasos innecesarios.

Presupuesto que queremos invertir.

Es muy impórtate hacer una previsión y marcar un techo de gasto para la reforma. A la hora de plantearnos el presupuesto que tenemos para invertir es importante dejar un 20% para afrontar algunos pagos los imprevistos que seguro que surgirán. Así como tener una previsión de los elementos posteriores a la obra como iluminación y decoración, para que no se nos quede nuestra reforma a mitad.

Otros condicionantes a plantearse

Otros consejos o panteamientos que se deben de tener en cuenta a la hora de hacer una reforma:

  • Podemos prescindir de ese espacio durante el tiempo de las obras o hemos de vivir en el.
  • Si la reforma es importante o toca elementos comunes tendrás que pedir permiso a la Comunidad.
  • Avisar a los vecinos siempre es conviene avisar a los vecinos que comparten pared sobre el horario y los plazos de las obras.
  • La licencia de obra. Siempre es recomendable contar con todos los permisos, el no tener licencia nos puede acarrear grandes problemas legales y retrasos por paralización de la obra, en el caso de que algún vecino nos denunciara o en caso de ocurrir algún accidente.
  • Posibles ayudas estatales, en mucho caso existen ayudas concedidas por el Ministerio de Fomento y las Comunidades Autónomas para reformas que:
    - Eliminen barreras arquitectónicas.
    - Contribuyan a ampliar la superficie útil.
    - Mejoren el aislamiento térmico y acústico.
    - Promuevan la eficiencia energética.
    -Renueven las instalaciones de agua, gas y electricidad y favorezcan el ahorro.
  • Y benefíciate de las ventajas fiscales Las obras de mejora y rehabilitación de la vivienda pueden beneficiarse de la aplicación de un IVA reducido del 8%.